Porsche reabre el circuito de Nardò: el nuevo templo de la velocidad del grupo Volkswagen

0
286

El Grupo Volkswagen, pero más concretamente Porsche, vuelve a tener nuevo centro de desarrollo para pruebas a muy alta velocidad. El icónico circuito de Nardò reabre sus puertas tras la restauración realizada por Porsche, un proceso de recuperación que permitirá a este centro convertirse de nuevo en el "área 51" del Grupo Volkswagen cobijando allí los coches más rápidos del gigante alemán.

700 hectáreas y 20 trazados diferentes para llevar al límite a cualquier coche

Desde el año 2012 el circuito de Nardò es propiedad de Porsche. Se trata de un centro de desarrollo que tiene como principal característica su circuito circular de 12,6 kilómetros de largo y 4 kilómetros de diámetro que permite realizar pruebas a muy altas velocidades. Esta pista es solo uno de los 20 trazados que ofrece el complejo, pero gracias a un ancho de 16 metros y el peralte del trazado es posible rodar por encima de los 240 Km/h sin necesidad de mover el volante. Además, es de los poquísimos emplazamientos en el mundo donde se puede rodar de forma segura por encima de los 400 Km/h.

Circuito Nardo Porsche 0719 05

Ver la galería completa en Diariomotor

Circuito Nardo Porsche 0719 02

Porsche ha realizado una inversión de 35 millones de euros en la mejora de las instalaciones, un plan de recuperación con el Nardò Technical Center reabre sus puertas como centro de desarrollo, 90 fabricantes diferentes usan las instalaciones para sus pruebas, pero también como nuevo lugar de peregrinación para los clientes de la marca. Porsche quiere poner en valor las posibilidades de su nuevo centro de juegos y Nardò va a empezar a acoger eventos de la marca.

Tal es el vínculo del Grupo Volkswagen con este circuito que le rindió homenaje con un superdeportivo, el Volkswagen W12 Nardò

Desde su inauguración en 1976, el circuito de Nardò siempre ha sido un referente como circuito de velocidad. En la historia más reciente coches como el Koenigsegg CCR o el Bugatti Veyron han realizado allí su desarrollo, así como han conseguido alcanzar las velocidades más altas de sus instalaciones. En la memoria de los na tan jóvenes siempre figurará el famoso RUF CTR Yellow Bird que fue capaz de alcanzar los 342 Km/h de punta en Nardò. A partir de ahora no parece descabellado pensar en que este circuito vuelva a ser noticia con algún nuevo récord de velocidad máxima. ¿Quizá el Bugatti Chiron desvele por fin su velocidad máxima?

Loading...

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí