El primer BMW M3 eléctrico de la historia tiene 4 motores y esta es su primera imagen

0
123





BMW M GmbH acaba de abrir, pública y oficialmente, el siguiente capítulo de su camino hacia la movilidad eléctrica con la presentación de un prototipo muy especial. Un hipotético BMW M3 eléctrico que ya están probando y que tiene 4 motores eléctricos.
Si ayer hablábamos de que BMW había abierto la puerta a un BMW M3 eléctrico en la próxima generación del modelo, aunque no lo confirmaba, hoy tenemos un nuevo capítulo en esa misma historia. Y es que la firma bávara ha enseñado oficialmente, por primera vez, un «prototipo de pruebas» del futuro, cada vez menos hipotético, BMW M3 eléctrico. Y promete unas prestaciones sin parangón en un modelo de BMW M.
Este año se celebra el 50º aniversario de BMW M GmbH y desde la marca se están dando un buen homenaje en forma de nuevos lanzamientos. Además de varios modelos con motor de gasolina, como el BMW M4 CSL, la firma también ha lanzado varias novedades en clave eléctrica como el i4 M50 y el iX M60. Dos modelos a los que seguirá el BMW i7 M70 el año que viene.
En el proceso de transición de la marca hacia la movilidad eléctrica, en el que pretende que el 50% de todos sus coches sean eléctricos para el año 2030, sus modelos más deportivos serán parte fundamental. No en vano, los modelos M han sido siempre la punta de lanza en cuanto a prestaciones y dinámica, el mejor saber hacer de BMW para el deleite de los conductores. El próximo BMW M3 estará electrificado, probablemente de manera total, algo que no restará prestaciones -al contrario- ni mermará su dinámica de conducción, según los directivos de la compañía. Y el prototipo que han presentado ahora es la primera prueba de ello.
A juzgar por las imágenes, este prototipo parece un BMW M4 algo más corto y más ancho. Realmente toma la base de un i4, pero tiene pasos de rueda más anchos para poder integrar los ejes específicos de este modelo. En una especie de juego al despiste, se le ha instalado el agresivo frontal del M4 CSL, con la chapita ‘M4 CSL’ incluida en el riñón izquierdo (el derecho en la imagen), con la misma disposición de los radiadores que en los modelos actuales, y con un doble riñón más agresivo con una mayor entrada de aire.
Dice BMW que este coche se ha diseñado para «poner a prueba las soluciones de hardware y software diseñadas para los futuros coches de altas prestaciones totalmente eléctricos». BMW no habla de un M3 o M4 eléctrico de manera explícita, pero de alguna forma los acaba de confirmar.
Este prototipo está basado en el BMW i4 M50, pero en este caso tiene ni más ni menos que cuatro motores eléctricos, uno por rueda, lo que le confiere tracción integral M xDrive. BMW no ha anunciado la potencia máxima, aunque con cuatro motores no es descabellado pensar en, como mínimo, 800 caballos. Sin embargo, aparte de la potencia descomunal, una de las mayores ventajas de tener cuatro motores es poder controlar con precisión quirúrgica el reparto de par en cada rueda.
El hecho tener un motor eléctrico por cada rueda abre la posibilidad de tener una distribución de par infinitamente variable, mucho más precisa y con una respuesta muy rápida. La potencia y el par de los motores eléctricos pueden repartirse a una u otra rueda en cuestión de milisegundos, respondiendo a las demandas del pedal del acelerador con una rapidez y precisión inalcanzables con los sistemas de propulsión convencionales, incluso para unos tan sofisticados como los de BMW M. «La electrificación nos abre grados de libertad completamente nuevos para crear una dinámica típica de M», dice Dirk Häcker, Jefe de Desarrollo de BMW M GmbH. El objetivo, dice la marca, es «redefinir la combinación de dinámica, agilidad y precisión» que caracteriza a los coches de BMW M con un nivel de prestaciones y experiencia de conducción «sin precedentes».
Los cuatro motores están conectados a una unidad de control central que supervisa permanentemente las condiciones de conducción y los deseos del conductor. Cuánta potencia se envía a la carretera se calcula en milisegundos a partir de los valores de la posición del pedal del acelerador, el ángulo de la dirección, la aceleración longitudinal y lateral y la velocidad de las ruedas, entre otros parámetros. Este sistema permite alcanzar velocidades de paso por curva más altas y, en caso de que la carretera esté mojada o tenga nieve, el par se aplica de manera que no haya subviraje ni sobreviraje indeseados.
Tras varios meses de pruebas en modelos virtuales y bancos de pruebas, BMW ha empezado a probar el coche en carreteras de verdad. Cuándo llegará al mercado es todavía un misterio, al menos no de manera oficial. La próxima generación del BMW Serie 3 se presentará en 2025 con la Neue Klasse, así que la versión más deportiva, el hipotético BMW M3 eléctrico podría llegar poco después, en el mismo 2025 o en 2026.
 ® Híbridos y Eléctricos | Editado por Tecnofisis Global, S.L.

source


LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here