Ford busca reducir los precios de sus coches eléctricos compitiendo contra la venta online de Tesla

0
85


Jim Farley, CEO de Ford, se reunirá con los concesionarios lograr un consenso que permita mantener las ventas a través de los distribuidores y compensar las ventajas de la venta directa a través de internet que favorece a Tesla.
Ford mantiene su continuo “enfrentamiento” con Tesla con la vista puesta en una carrera en la que la rentabilidad económica de los vehículos eléctricos es clave para la cuenta de resultados. Según las informaciones publicadas, su CEO Jim Farley, se reunirá con los concesionarios la semana que viene para proponerles algunas estrategias y compensar el sistema de ventas a través de internet de Tesla frente a la comercialización mediante distribuidores autorizados.
Una de las ventajas más significativas de Tesla es la capacidad para vender directamente sus coches eléctricos de manera on line, a través de su página web, eliminando por completo la necesidad de los concesionarios. Como resultado, Tesla puede descontar del precio del vehículo todos los costes relacionados con la comisión de los concesionarios y optimizar la entrega.
Irónicamente, cuando Tesla implementó este sistema por primera vez, muchos lo vieron como un problema, ya que eliminaba la posibilidad de mostrar en directo sus productos a los futuros compradores. Sin embargo, el resultado fue todo lo contrario, llegando a convertirse ahora en una de sus mayores ventajas.
Después de años de discusiones sobre la legalidad de esta forma de venta, Tesla está demostrando que el modelo no solo funciona, sino que también es más eficiente. Los concesionarios obtienen sus beneficios de la venta de vehículo, que incrementan el precio que tiene que pagar el consumidor. Además, han de hacer frente a costes relacionados con el almacenamiento del inventario, lo que añade más gastos tanto para el concesionario como para el fabricante que, una vez más, afectan al comprador.
El modelo de negocios de Tesla no era el que empleaban los fabricantes tradicionales, aunque así ha sido adoptado por las nuevas empresas que han surgido al albor de la electrificación. Elon Musk trata de explicar a menudo cómo Tesla puede reducir sus costes y traspasarlos a los compradores. El término clave aquí es “la eficiencia“; las empresas emergentes y los fabricantes tradicionales se han dado cuenta de que no es fácil hacer un vehículo eléctrico rentable. Aunque Musk se refiere aquí a la fabricación, Tesla aplica la misma estrategia en su proceso de venta con costes mínimos de marketing y distribución.
Ford ocupó el segundo lugar en ventas de vehículos eléctricos en los EE.UU. el mes pasado. Una excusa que le ha servido a su CEO Jim Farley, para dirigirse de tú a tú a Tesla y a Elon Musk. El dirigente quiere ahora reunirse con sus concesionarios para atacar la estrategia de ventas. Ford le pedirá precios más bajos para sus vehículos eléctricos. Pero no lo hará eliminándolos de la ecuación de las ventas y mandando a sus compradores a la página web.
Jim Farley presentará una serie de acuerdos nuevos a los concesionarios en una reunión que se celebrará la próxima semana para facilitar las ventas de sus vehículos eléctricos. En ellos, Farley tratará de introducir nuevas estrategias para reducir los costes de ventas. Ya en julio dijo estos tendrían que reducirse en torno a 2.000 dólares para seguir siendo competitivos con Tesla y otros fabricantes de vehículos eléctricos.
Ford ya está implementando algunas medidas, como vender modelos de bajo inventario directamente a los consumidores. Aunque esto ayudará a reducir los costes alrededor de 600 o 700 dólares por unidad, según Farley, no será suficiente para competir con Tesla, que puede actualizar los precios prácticamente al instante.
 ® Híbridos y Eléctricos | Editado por Tecnofisis Global, S.L.

source


LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here