Iberdrola aumenta en 2022 un 65% los puntos de carga de su red pública

0
108


Iberdrola quiere convertirse en la empresa líder de las recargas para coches eléctricos. La compañía ha aumentado su oferta de puntos de carga en un 65% en lo que llevamos de año, sumando 2.500 conexiones más.
Poco a poco la red de carga pública va creciendo en España. Aunque queda mucho trabajo por hacer, las compañías privadas están haciendo esfuerzos por ampliar los puntos de carga para coches eléctricos. En esa carrera comercial, Iberdrola quiere convertirse en uno de los mayores protagonistas con su programa de expansión. En lo que llevamos de año Iberdrola aumenta su red pública de recarga en un 65% hasta sumar más de 2.500 puntos repartidos por toda la geografía. Un paso previo a lo que está por venir en los próximos años.
Con un ritmo de crecimiento exponencial, más de 100 nuevos cargadores se inauguran cada mes. Las estaciones de carga de la compañía han llegado ya a más de 500 puntos diferentes en toda la red pública. En lo que va de año, la red de carga de Iberdrola ha suministrado 9,5 GWh de energía, lo que equivaldría a más de 3,5 millones de litros de combustible. Sólo es un paso previo en las avanzadas propuestas que hay sobre la mesa de cara a los próximos años.
El grupo Iberdrola tiene previsto instalar alrededor de 150.000 puntos de recarga de alta eficiencia hasta 2025, tanto en vías urbanas, en ciudades y grandes autopistas, como en viviendas y comercios. A esos puntos habrá que sumar la instalación de nuevas estaciones de recarga ultrarrápida en zonas estratégicas del país, principalmente en las principales vías de conexión de la red de carreteras, como el corredor del Mediterráneo o las autopistas de largo recorrido.
El proyecto cuenta con un presupuesto de 150 millones de euros. También están contempladas diversas actuaciones para la electrificación del transporte público. En este sentido la empresa tiene en programada la instalación de más de 280 cargadores en los próximos meses. Una red de carga de alta potencia que dotará de energía a las más modernas flotas de autobuses urbanos que ya recorren algunas ciudades de España como Madrid, Barcelona o Bilbao.
La expansión de la red de carga pública no es el único objetivo en el que está inmerso Iberdrola. La compañía aspira a contar con una flota de vehículos 100% eléctrica para el año 2030. El rejuvenecimiento de su parque automovilístico vendrá marcado por el empleo de vehículos libres de emisiones. El cambio no sólo afectará al parque nacional, también en los diversos países donde Iberdrola tiene proyectos abiertos como Estados Unidos, México o Brasil. En este último la empresa acaba de presentar el primer camión eléctrico con tecnología propia patentada que se utiliza en actividades de distribución de energía eléctrica.
 ® Híbridos y Eléctricos | Editado por Tecnofisis Global, S.L.

source


LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here