asi-funciona-alexa-custom-assistant,-el-ayudante-de-amazon-en-el-coche

Amazon pretende revolucionar la tecnología de los vehículos con su asistente de Inteligencia Artificial.

Hasta ahora, los principales protocolos tecnológicos aplicables al automóvil habían sido Apple CarPlay y Android Auto, ampliamente extendidos en la mayoría de fabricantes y que han ido incluyendo de forma gradual en sus gamas. Una realidad que podría cambiar dentro de poco, gracias a la llegada de Amazon y su asistente inteligente Alexa.

Ya sabíamos, desde hace tiempo, que esta tecnología estaba presente en los modelos de Skoda, así como en el nuevo Fiat 500 eléctrico, además de en los modelos eléctricos de Audi, pero  Amazon apunta todavía más alto con Alexa Custom Assistant, una solución que cuenta con todo un gigante como Stellantis, como su principal valedor.

Qué es Alexa Custom Assistant

Se trata de una nueva solución, creada con el objetivo de que los fabricantes de dispositivos y los proveedores de servicios puedan idear asistentes inteligentes adaptados a las necesidades de los fabricantes y sus clientes. Un puente entre creadores de aplicaciones móviles y fabricante de automóviles, por resumirlo en una frase.

Por lo tanto, está claro que Alexa Custom Assistant sería, de hecho, una solución personalizable por los fabricantes de automóviles, que podrán permitirse palabras clave, voces personalizadas, características o funciones únicas, para conseguir que el sistema de asistencia de IA del vehículo sea distintivo.

Junto a ese asistente digital personalizado, convive y colabora Alexa, una herramienta ya de dominio público, capaz de ofrecer a los clientes los servicios más familiares que ya utilizan en sus hogares.

De esta forma, con la integración de Alexa en el automóvil, el conductor puede beneficiarse de aplicaciones transversales dentro del automóvil: desde la tecnología del hogar inteligente a juegos, pasando por compras online y soluciones de movilidad.

¿Por qué Alexa Custom Assistant?

«Los asistentes de voz se han convertido en una parte clave de la experiencia del cliente en el vehículo, y los fabricantes de automóviles buscan cada vez más oportunidades para diferenciarse en este sentido», afirma el analista de Estrategias Digitales de Automoción y Transporte de IDC, Matt Arcaro.

BMW Android Auto

Y una solución como el Asistente Personalizado de Alexa es bastante adecuada por este motivo y por la facilidad de uso que lo distingue, gracias al empleo de la tecnología ASK (Alexa Skills Kit), ya conocida por muchos desarrolladores, con la que implementar funciones y habilidades personalizadas.

Respecto a la disponibilidad, el asistente personalizado Alexa de Amazon se presentó el 15 de enero, con el Grupo FCA (ya dentro de Stellantis) como primer cliente que ya ha iniciado el proceso de planificación para la futura integración.

Fuente: Motor1.com Italia