hamilton:-sufro-mas-dolores-de-cabeza-por-los-rebotes-en-el-formula-1

Cargar reproductor de audio

Como en la época original de la Fórmula 1 con efecto suelo, a principios de los años 80, ha vuelto el porpoising, ese efecto por el que el flujo de aire se estanca sobre el suelo y, por tanto, se desprende y se vuelve a pegar al coche. 

Eso obliga a la carga aerodinámica a desprenderse, creando un ciclo en el que los coches son arrastrados hacia la superficie de la pista y luego son ‘liberados’ a mayor velocidad, produciendo un violento rebote en las rectas. 

Para combatirlo, los equipos han probado con el aumento de la rigidez de la suspensión y la reducción de la altura de la carrocería, pero eso provoca más rebotes extremos cuando los coches pasan por baches que hay en el asfalto. 

Durante el reciente Gran Premio de Azerbaiyán surgió la noticia de que que estaba previsto que el porpoising apareciera en 2022, pero los equipos rechazaron los ajustes del reglamento ideados el año pasado y que pretendían erradicarlo. 

Lewis Hamilton, Mercedes W13

Lewis Hamilton, Mercedes W13

Photo by: Steve Etherington / Motorsport Images

Lewis Hamilton ha revelado que esos movimientos violentos pueden someter a los pilotos a hasta 10G de fuerzas laterales. 

Al heptacampeón se le vio sufrir al salir de su Mercedes W13 después de 51 vueltas al circuito de la urbano Bakú, donde tuvo que soportar un fuerte dolor de espalda. 

Cuando le preguntaron por lo que tarda en recuperarse tras las carreras en 2022, el de Mercedes dijo: «Hoy en día hay muchas más magulladuras después de las carreras, así que generalmente te lleva la mayor parte de la semana recuperarte». 

«No creo que eso tenga que ver con la edad. Es sólo porque los hematomas pueden ser bastante graves».

«Cuando sufriendo experimentando 10Gs en el rebote en un bache, que es lo que experimenté en la última carrera, eso es una carga pesada, pesada en la parte inferior en y la parte superior del cuello». 

Hamilton también reveló que ha experimentado más dolores de cabeza desde el cambio radical de los coches. 

Dijo: «En términos de micro conmociones, sin duda he estado teniendo muchos más dolores de cabeza en los últimos meses, pero no he ido a ver a un especialista al respecto».  

«No me lo tomo demasiado en serio; sólo he estado tomando algunos analgésicos». 

Ante la pregunta de la tensión a la que está sometido el cuerpo de los pilotos, Hamilton continuó: «No puedo insistir más en lo importante que es la salud para nosotros».  

«Creo que tenemos un deporte increíble. Pero la seguridad tiene que ser lo más importante».  

«Definitivamente siento que estoy un poco mermado esta semana. Los discos [de la espalda] no están en la mejor forma en este momento. Eso no es bueno para la longevidad».  

«Hay cosas que podemos hacer para mejorar eso para todos los pilotos… no hay necesidad de sufrir lesiones a largo plazo». 

Antes del GP de Canadá de este fin de semana, la FIA ha anunciado que intervendrá -aunque sólo observará y no actuará en Montreal- a través de una directiva técnica para combatir el porpoising.  

Esa directiva se basa en la seguridad y consistirá en «un examen más detallado de las planchas y los patines de los coches, tanto en lo que respecta a su diseño como al desgaste observado». 

También lee:

Además, habrá una «definición de una métrica, basada en la aceleración vertical del coche, que dará un límite cuantitativo para el nivel aceptable de oscilaciones verticales». 

«La fórmula matemática exacta para esta métrica todavía está siendo analizada por la FIA, y los equipos de F1 han sido invitados a contribuir a este proceso».

También lee: