El adiós definitivo al diésel: ya ni los grandes SUV lo necesitan y prefieren esta otra tecnología de propulsión

Europa está decidida a reducir frásticamente las emisiones del transporte. Y para eso, ha puesto en marcha una serie de medidas entre las que destaca la prohibición de la venta de vehículos de combustión de cualquier tipo en 2035. Previamente, los fabricantes tienen que cumplir las normativas que les obligan a reducir paulatinamente las emisiones.
Si ya de por sí esta es una labor complicada para cualquier fabricante, lo es más para aquellos que incluyen en su oferta grandes SUV premium, muy contaminantes, para los que tradicionalmente se han implementado motores diésel que en las condiciones actuales son inviables. La tecnología híbrida enchufable ha permitido a los fabricantes de automóviles premium reducir considerablemente las emisiones de CO2 de sus modelos más grandes, lo que está ayudando a transformar un segmento que antes era un lastre significativo para la cuenta total de emisiones de estas marcas.
En Europa, los modelos híbridos enchufables se han convertido en el sistema de propulsión más demandado en el segmento de los SUV de gran tamaño, uno de los más rentables para los fabricantes puesto que en él encuentran un mayor margen de beneficio. Los últimos datos muestran un aumento de sus ventas del 50%, lo que los sitúa por delante de los propulsados por diésel.
En los primeros cinco meses del año, casi la mitad de las ventas en este segmento se corresponden con modelos parcial o totalmente electrificados (100% eléctricos-BEV, híbridos completos-HEV o híbridos enchufables-PHEV). En este caso, los PHEV representaron el 37% de estas ventas, liderando el segmento modelos como el Porsche Cayenne y el Volvo XC90.
Según las cifras preliminares de la empresa de investigación de mercado Dataforce, las ventas totales en este segmento aumentaron un 18%, alcanzando las 148.005 unidades en los primeros cinco meses y superando considerablemente el crecimiento medio del mercado europeo, que se sitúo en el 4,9%.
El Mercedes-Benz GLE superó al BMW X5 como líder del segmento, con un aumento del 17% en sus ventas. El Porsche Cayenne se colocó en tercer lugar tras un incremento del 70%, impulsado principalmente por la demanda de sus tres versiones PHEV.
Los datos indican que los híbridos enchufables representan aproximadamente el 80% de las ventas del Cayenne en Europa y otros modelos semejantes también muestran una proporción similar: el 56% en el caso del Range Rover Sport y el 54% en el del Volvo XC90.
La tecnología de los híbridos enchufables ha permitido mantener mercados que de otro modo no hubieran sido viables en Europa debido a los altos niveles de emisiones CO2 de los motores de combustión tradicionales.
La solución que han encontrado los fabricantes premium es aumentar el tamaño de las baterías y ampliar la autonomía eléctrica preparándose para el nuevo sistema de clasificación de emisiones de la Unión Europea que entrará en vigor en 2025.
Este nuevo sistema reflejará mejor el uso real de esta mecánica, evitando lo que ha venido ocurriendo hasta ahora en el que se ha verificado que los conductores no cargan las baterías de manera habitual. Por ejemplo, Porsche incrementó el tamaño de la batería del nuevo Cayenne de 17,9 kWh a 25,9 kWh, lo que permite una autonomía eléctrica de entre 66 y el 74 km que con sus seis cilindros homologa entre 33 y 42 gramos de CO2 por kilómetro según el ciclo WLTP.
En este segmento de los SUV premium de gran tamaño las ventas de vehículos totalmente eléctricos es todavía baja, apenas un 10%, muy por detrás de los vehículos de gasolina y diésel. Pero hay un dato para la esperanza: la demanda casi se duplicó en los primeros cinco meses del año gracias a la ampliación de la oferta existente.
El Mercedes EQE SUV ocupó el puesto 11 en ventas con 5.266 unidades, convirtiéndose en el segundo vehículo eléctrico de batería más vendido, solo por detrás del BMW iX. De hecho, el EQE ha sido más demandado que su hermano mayor, el EQS SUV, cuya demanda se mantuvo estable con 1.470 unidades vendidas. Otros modelos eléctricos lanzados recientemente en el segmento son el Lotus Eletre, con 686 ventas o el Audi Q6 e-tron, con 321 ventas hasta mayo.
Los últimos lanzamientos en este segmento son el Polestar 3, el Cadillac Lyriq y la versión eléctrica del Mercedes Clase G. Volvo se prepara para lanzar el esperado EX90 este año. Más adelante llegarán modelos como el Range Rover Electric, el próximo año, y la versión eléctrica del Porsche Cayenne, en 2025.
Redactor y probador especializado en vehículos eléctricos y movilidad sostenible. Escribe en Híbridos y Eléctricos desde 2017. Es ingeniero de Caminos por la Universidad Politécnica de Madrid y Técnico especialista en vehículos híbridos y eléctricos por la SEAS. Ha trabajado en medios como Movilidad Eléctrica y Km77.
Temas

source

Relacionadas